¿Qué le aporta a un tenista entrenar en altitud?

pre-season_ep

Por Marcel·lí Massafret Marimon, Coordinador del Departamento de preparación Física de ASC Barcelona

Para que los deportistas puedan dar respuestas de nivel a las exigencias del deporte del siglo XXI, los contenidos técnicos y tácticos deben de complementarse con otros aspectos importantes que ayudan al desarrollo del atleta y responden a los pilares básicos que se trabajan desde la ASC.

Todos los aspectos, en porcentajes distintos según la etapa y el momento de la temporada ayudarán a configurar un proceso coherente e individualizado de entrenamiento que acompañará a los tenistas a lo largo de su vida deportiva.

El diseño de la pretemporada depende de diversos factores. Aunque, antes de profundizar en este, deberemos tener en cuenta que el diseño de la pretemporada está condicionado a la planificación de la temporada, pues es esta la que nos marcará los objetivos del ciclo.

Montaje fotos

A medida que los y las tenistas avanzan en su madurez condicional y de juego, las pretemporadas se diseñan con un doble objetivo:

Primero, ayudar a recuperar el nivel de aquellos aspectos que han perdido prestaciones durante la temporada anterior y que serán necesarias para afrontar con garantías la presente.

Segundo, establecer las bases físicas, coordinativas y cognitivas de la temporada referentes al nivel competitivo de cada tenista. Nivel que necesitará cada deportista para superar semanas, (microciclos), de entrenamiento de calidad y un elevado numero de competiciones, que serán las que nos marcarán los ítems de volumen, intensidad y orientación de la carga en el diseño de la pretemporada.
Este trabajo constante nos facilitará el poder mantener un nivel de forma óptimo y a veces alcanzar el máximo, para solucionar con calidad, la cantidad de entrenamientos y competiciones que tendrá la temporada.

Así pues, desde la ASC nos planteamos un stage de pretemporada en altitud con las jugadoras y jugadores de nivel avanzado, de edades entre 15 y 20 años (etapa muy importante para que las y los tenistas se reafirmen en su voluntad de jugar a tenis a un alto nivel), para intentar conseguir principalmente tres objetivos:

1. La mejora del condicionamiento físico que un tipo de entrenamiento tan especial les podría aportar.
2. La incidencia en los aspectos emocionales y mentales de cada tenista para superar los retos planteados en condiciones fuera de su zona de confort.
3. La implicación socio-afectiva que provocaría la convivencia del grupo de tenistas en el global.

Efectos esperados del plan de entrenamiento:

1. La mejora del condicionamiento físico: 

La resistencia es la principal beneficiada del entrenamiento en altura, ya que el principal argumento de este diseño de trabajo es fisiológico.
Entrenar en estado de hipoxia produce un aumento de hematocrito, (incremento del % de glóbulos rojos en sangre), y como consecuencia habrá una ligera subida del consumo máximo de oxigeno. Parámetro que nos indica la mejora de la capacidad de resistencia.
A esta mejora ostensible de la resistencia aeróbica, también se le puede añadir un aumento positivo de la resistencia anaeróbica, siempre que el predominio de los sistemas de entrenamiento sea de tipo interválico y la práctica tenga una intensidad elevada.

WhatsApp Image 2019enero22_ep

 

2. La incidencia en los aspectos mentales y emocionales y la implicación socioafectiva: 

Como ya hemos mencionado anteriormente, los beneficios que se pueden obtener con un stage de estas características no quedaran circunscritos únicamente al aspecto físico. El diseño del entrenamiento también contempla provocar la práctica en condiciones de fatiga, que se irá acumulando con el paso de los días, además de desarrollarlo en un medio inhóspito creado por el entorno y el clima.
La implicación socio-afectiva ayudará a cada uno de los deportistas desde la propia fuerza del grupo, la cooperación y sinergias que entre los miembros se pueden crear. Esta cohesión que se puede conseguir, entre otras cosas, por el hecho de sentirse integrante de un equipo que lucha por el logro de objetivos, el esfuerzo realizado, el sentimiento de pertenencia a un grupo, etc., mejorará la relación entre los y las tenistas de la academia.
Todo el proceso, nos ayuda a que las y los tenistas sean plenamente conscientes de la importancia de su compromiso con la práctica, hecho que contribuirá a avanzar hacia sus objetivos.

En definitiva, este contexto tan especial de entrenamiento nos brinda la oportunidad única de plantearles retos complejos a superar y sacar a los y las jugadoras de su zona de confort. Para evolucionar a través de unas semanas de entrenamientos “peculiares” que van más allá de la preparación física y del propio tenis.

Si quieres ampliar más información sobre este tema, lee el artículo completo siguiendo este link.

annual program_400

Marcel·lí Massafret Marimon
Coordinador del Departamento de preparación Física de ASC Barcelona

 

Share: Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *